domingo, 22 de julio de 2012

SI HAY JUSTICIA RELAJADA, ¿ PODRIA ANULARSE FALLO DE LA SALA QUE REBAJA PENAS A GRUPO COLINA?


SI HAY JUSTICIA RELAJADA, ¿ PODRIA ANULARSE FALLO DE LA SALA QUE REBAJA PENAS A GRUPO COLINA?

JESUS JIMENEZ LABAN

Es probable que este artículo fastidie, irrite o no guste a algunos. Preferiría por ello mismo que no lo leyeran pero es lo que dicta mi conciencia a la luz de los hechos que son de dominio público en el Perú y el mundo. 

¡Qué desastre! Me desperté con la noticia del Washington Post cuando alertó que la "la Sala Penal Especial de la Corte Suprema del Perú ha reducido la condena a Vladimiro Montesinos, un ex jefe espía, junto con 15 miembros de un escuadrón de la muerte y responsable de las matanzas de Barrios Altos y La Cantuta"

La condena contra los generales Juan Hermosa Rios, ex Jefe de la Fuerzas Armadas, Julio Salazar Monroe, ex Jefe del Ejercito, se redujo a 20 años El mayor Santiago Martin Rivas quien lidero el escuadron de la muerte se le redujo a 22 años, agrega France Press.

Todos ellos fueron encarcelados por 25 años en 2010 por ordenar el Grupo Colina matar a 24 personas en las masacres de 1991 y 1992, dice la misma fuente. Otros miembros del Grupo Colina, que no fueron identificados, recortaron su condena de 20 años a 17 años. 

Pero otra fuente detalla que se trata de Nelson Carbajal, César Alvarado, Federico Navarro, Ángel Pino, Jesús Sosa, Fernando Lecca, Gabriel Vera, José Alarcón y Fernando Rodríguez Zabalbeascoa

Analistas y comentaristas recuerdan que esta atrocidad se perpetró durante la llamada guerra sucia durante el combate contra Sendero Luminoso. Analistas independientes hablan de excesos de ambos lados. 

Como es de suponer, la sentencia motivó la crítica inmediata del presidente Ollanta Humala y de su ministro de Justicia Juan Jimenez quien calificó como una verguenza para el país la resolución de la Corte. Pero también la reacción airada del vocal supremo Javier Villa Stein quien ha emplazado a una polémica al titular de Justicia, voceado Primer Ministro. 

La Corte resolvió que las muertes, incluyendo un niño de 8 años, no significa crimenes de lesa humanidad, sino asesinatos.

En su justificación el presidente de la Sala Javier Villa Stein dice que los delitos son contra los derechos humanos pero no parte de un ataque generalizado contra la población civil.

“No es posible que exista lesa humanidad puesto que los delitos en los que están involucrados los actores no perpertraron sus crímenes en el marco de un ataque generalizado como lo establece el Estatuto de Roma vigente para el Perú desde el 2003”, indica 

Aun cuando podría haber razones de forma para el acortamiento de penas para los responsables de las matanzas del grupo Colina, escuadrón de la muerte que mato en varios casos, la polémica decisión de la Sala no debio nunca darse por la salud juridica y democrática en un país donde existe una alta sensación de impunidad en la sociedad.

La rebajas de la penas, por una resolución con sentencia por lesa humanidad cuando no habían sido acusados por ello, demora excesiva de los juicios, y una acusación sin fiscal pueden ser razones valederas en cualquier proceso, pero no cuando los propios procesados fueron quienes dilataron los juicios y esta decisión se aparta de los criterios establecidos por la propia Corte Suprema (El argumento de la sala no se condice con la sentencia de la corte suprema). Además toma distancia de la posición de Corte Interamericana de los Derechos Humanos y del Tribunal Constitucional, según varias opiniones.

Aqui y en cualquier lugar, la justicia es justicia según el castigo inpuesto al crimen cometido. De manera que es dificil entender como con el antendecente de matanzas, incluyendo un niño asesinado, se puede hablar de rebaja de penas. Tambien es dificil conciliar este fallo con una realidad en la que éste es visto como un grave retroceso en la defensa de los Derechos Humanos en el Perú. 

Los reportes internacionales señalan que Montesinos era el hombre de inteligencia de Fujimori. El estaba al tanto de las politicas gubernamentales o estrategias en su campaña contra Sendero Lumnoso.

Fujimori, quien se desempeñó como presidente de Perú de 1990 a 2000, fue condenado en 2009 a 25 años de prisión por su papel en los asesinatos del escuadrón de la muerte, cosa que niega de manera tajante la defensa del ex presidente.

Cesar Nakazaki, dijo que su patrocinado no fue denunciado por lesa humanidad en el marco del proceso que afrontó por las matanzas de Barrios Altos y La Cantuta. 

Pero Avelino Guillén, el ex fiscal del Caso Fujimori ha señalado hace unas horas que la actividad del grupo Colina fue diseñada y controlada dentro de un aparato de poder y fue una política sistemática de eliminación de presuntos subversivos cuyos jefes fueron Fujimori y Montesinos.

Fujimori fue sentenciado por homicidio calificado con alevosía y secuestro agravado, indica Guillén. “La condena contra Fujimori ya tiene calidad de cosa juzgada, es decir, ya no se discute más judicialmente”. De manera que para el ex Fiscal la sentencia que favorece a los Colina no beneficiaría a Fujimori.

Debido a su mala salud, vuelve a incidir la prensa extranjera, los familiares en repetidas oportunidades han solicitado sea indultado. Pero como apunta, Carlos Rivera, abogado de la parte civil en el juicio que afrontó Alberto Fujimori, “existe un impedimento en el Derecho Internacional de otorgar cualquier tipo de beneficio como el indulto contra las personas que cometen delitos contra la humanidad”.

Soy respetuoso de las opiniones de los magistrados del Poder Judicial y de las de los titulares del Ejecutivo, pero los hombres no somos infalibles. Nos equivocamos con frecuencia, de manera que por la salud democratica, la gobernabilidad del país y la preservación de paz en justicia, ese fallo deberia ser anulado. O corregido como lo pide a la luz del estado de derecho y las normas de protección de los DD.HH el defensor del pueblo, Eduardo Vega.

No se trata de politizar un tema sino de hacer prevalecer el respeto de las leyes, el mismo estado de derecho que sustenta la democracia. Se trata de defender prinicipios. Si el Poder Judicial no garantiza la justicia que reclama el pueblo, todos estaremos de rodillas. De manera que existe aun una luz para la reflexión sincera y autocrítica y la enmienda. 

Por donde se le mire, todo lo demás es polarizar aun más el país y volver a los tiempos de los sobresaltos que creiamos superados.